Connect with us

Salud y Bienestar

Adicción al sexo, descubra todo sobre el trastorno

Las personas con incapacidad de controlar el comportamiento sexual tienen su perfil y el trastorno tiene sus causas y consecuencias, así como su tratamiento.

Publicado

el

Adicción al sexo satiriasis
Agencias

Última actualización en

La incapacidad de controlar el comportamiento sexual, por lo que el deseo de tener relaciones sexuales es demasiado frecuente, se conoce como adicción al sexo.

Es conocida también como comportamiento sexual compulsivo, como dependencia sexual e hipersexualidad, así como también ninfomanía en mujeres y satiriasis en varones.

Se trata de un trastorno de la personalidad que obliga a buscar un tipo de relación sexual estereotipada de la que queda insatisfecho, por lo que la repite constantemente.

Además, expertos en el tema aseguran un 6% de la población puede sufrir adicción al sexo y que afecta más a hombres que a mujeres.

Perfil de un adicto al sexo

El adicto al sexo mantiene, generalmente, una actividad sexual habitualmente promiscua e incontrolada.

Adicción al sexo
El sexoadicto oculta su conducta sexual mediante engaños y mentiras. (Internet)

Suele presentar problemas baja autoestima y de control de impulsos y falta de concentración.

Presenta malestar similar al síndrome de abstinencia cuando no tiene relaciones sexuales y se siente culpable después de haberlas tenido.

“Es peor que una tortura”, en palabras de Deborah Schiller, directora del programa de tratamiento de adicción sexual de Pine Grove en Hattiesburg, Mississipi, Estados Unidos.

Es incapaz de controlar su impulso sexual y es persistente en su conducta a pesar de las consecuencias negativas.

Tienen pensamientos sobre temas sexuales casi de forma constante y de manera intrusiva.

Recurre excesivamente a la masturbación, encuentros con desconocidos, cibersexo, pornografía y hasta prostitución.

Cuáles son las causas de la adicción al sexo

La mayoría de los especialistas apoya la teoría de que la adicción al sexo puede estar relacionada con cambios químicos en el cerebro.

Adicción al sexo
La adicción al sexo en las mujeres se conoce como ninfomanía. (Internet)

Consideran que, al igual que existe un mecanismo de supervivencia y recompensa cerebral respecto a la comida o las drogas, puede existir una vía común respecto al interés por el sexo.

Estudios van más allá y apuntan que el comportamiento sexual compulsivo es causado por lesiones en la corteza prefrontal medial del órgano principal del sistema nervioso.

La adicción al juego, así como problemas de abuso de alcohol o drogas, pueden llevar también a la sexoadicción.

También aseguran que personas provenientes de familias disfuncionales o víctimas de abusos son más susceptibles a padecer este trastorno.

De igual manera, se ha constatado que puede tener su origen en relaciones rotas, insatisfacción personal y problemas laborales.

Por ello, algunos aseveran que se utiliza esta conducta como escape de una situación a la que no se pueden enfrentar de una forma madura.

Consecuencias de la adicción al sexo

Los adictos al sexo presentan, generalmente, interferencias negativas en su cotidianidad. Suele causar problemas laborales, familiares, sociales y económicos.

relación sexual coito
Por la multitud de problemas que les genera y la situación de no poder abandonarla caen en el círculo vicioso de la falta de autoestima. (Internet)

Esto porque les obliga a la compra de artículos pornográficos, visitas frecuentes a páginas web de pornografía, asistencia a prostíbulos, líneas eróticas y cibersexo, entre otros.

Un estudio reveló que el 54% de los afectados descubrió que era adicto al sexo antes de los 18 años, y el 30% lo constató entre los 18 y 25 años.

Tener relaciones sexuales con desconocidos los pone en riesgo de graves problemas sanitarios, como Enfermedades de Transmisión Sexual.

El tiempo que dedica a la búsqueda de sexo le puede llevar al aislamiento. El sexoadicto comúnmente descuida o maltratar a todas las personas que lo rodean, sobre todo a la pareja.

Terapia para la adicción al sexo

Para superar el trastorno es necesario primero aceptar que se tiene y sentir las ganas de dejarlo.

prostitución
El sexoadicto persiste en su conducta a pesar de las consecuencias negativas. (Internet)

El abandono definitivo de dicha conducta compulsiva y la prevención de recaídas son los principales objetivos de la terapia.

Y el tratamiento debe ser multidisciplinario, con la participación de psiquiatra, médico y psicólogo, entre otros, y con abordaje integral.

Porque debe buscarse la solución de los problemas personales, familiares, laborales y sociales causantes de la adicción al sexo.

“Una adicción leve se soluciona en menos de un año, y una grave lleva más tiempo”, afirma el psicólogo y sexólogo Xud Zubieta, director del Centro Psicológico Sexológico Zubieta, de Valencia, en España.

Los afectados son tratados, entre otros métodos, con rutinas de meditación, charlas en grupo y desarrollo de habilidades de comunicación.

Se les enseña a cómo no objetivizar a las personas y a cómo lidiar con las fantasías y los recuerdos eufóricos para mantener «sobrios».

sexoadicto
Mantener la «sobriedad» se impone también en la terapia de la adicción al sexo. (Internet)

El tratamiento incluye asistencia farmacológica, aunque expertos afirman que “no debe ser indefinido y el simple fármaco no es suficiente para ‘curar’ esta adicción, que tiene niveles de graduación.

En casos más extremos, se recurre al ingreso para seguir un programa de tratamiento residencial.

Comentarios
Publicidad

Noticias en tu email

Suscríbete y recibe noticias en tu email. Acepta antes nuestra política de privacidad. Cero spam

Publicidad

Trending