Connect with us

Viajes

Cinco cosas que no te gustarán de Tokio, Japón

La popularidad de Japón en la vida del mundo occidental creció durante las últimas décadas, desde la globalización de su comida más popular como lo es el sushi, hasta su influencia en la cultura pop del momento.

Publicado

el

Tokio, la capital japonesa es una de esas ciudades que está en la lista de ciudades para visitar de muchas personas. Ese aire de modernidad combinado con aspectos tradicionales y culturales que datan de miles de años atrás, hacen que se convierta en ese destino anhelado por tantos.

Tokio, será la sede de las próximas Olimpíadas de 2020, confirmando así, su estatus dentro de las ciudades más importantes del mundo.

1. Hay mucha gente

Foto de la calle Takeshita en Tokio, Japón

La mayoría de las personas antes de viajar a Tokio, se olvidan de que es la ciudad con más alta cantidad de habitantes en el mundo.

Con una población de más de 13 millones de personas, la cantidad de personas que te encontrarás por las calles es, simplemente, impresionante. Tienes que ir preparado para luchar contra hordas de gente saliendo y entrando del metro, te sentirás como dentro de una estampida cuando intentes cruzar una calle y buscarás desesperadamente una esquina solitaria para respirar un poco antes de volver a enfrentarte a las masas japonesas.

2. El inglés, no te llevará muy lejos

Calle en Tokio

Todos sabemos que el idioma viajero universal es el inglés, especialmente en ciudades con alta afluencia de turistas.

Saber comunicarte en inglés, generalmente, te ayudará a que no te mueras de hambre y que puedas movilizarte con cierta facilidad.

Por el contrario, en Tokio, la cantidad de personas que hablan un poco de inglés es extremadamente limitado, entonces tendrás que mejorar tu lenguaje de señas para pedir comida en un restaurante o comprar algo en una tienda. Esto puede llegar a ser extremadamente frustrante en muchos casos.

3. Tokio es muy costoso

Ginza, Japon

Visitar Tokio en cualquier época del año dejará un importante vacío en tu bolsillo. Considerada una de las ciudades más caras del mundo, Tokio te sorprenderá de una manera poco grata desde el momento en que pisas uno de sus dos aeropuertos principales ya que constrasta directamente con otros destinos mucho mas asequibles, como lo son Portugal, Hungría o países del sureste asiático.

Desde el transporte (tomar un taxi es literalmente un lujo) pasando por sus miles de restaurantes, hoteles tres estrellas a precios de hoteles de lujo hasta los suvenires que querrás llevarte a casa. Todo en Tokio es extremadamente caro. Por esto, muy probablemente tendrás que sacrificar ciertos lujos para poder ajustar tu presupuesto durante tu visita.

4. Encontrar donde comer, puede ser una odisea

ramen noodles

Si bien es cierto que en cada esquina hay un restaurante o un sitio donde vendan comida, encontrar un restaurante que se ajuste a tus preferencias dietéticas puede llegar a ser bastante difícil, ya que tienes que buscar sitios que tengan un menú en inglés para saber lo que vas a comer.

Luego hay que buscar cómo llegar a ese sitio usando alguna aplicación de mapas en tu teléfono móvil y luego, después de que has encontrado el sitio correcto, tendrás que esperar a veces horas por una mesa, ya que no hay suficientes restaurantes para la cantidad de habitantes y turistas que tiene la ciudad.

Te recomendamos investigar con anticipación dónde comer y si es posible, hacer reservaciones con varios días de antelación.

5. Tokio es más grande de lo que piensas

vista panoramica de Tokio

La capital japonesa tiene un sistema de transporte público envidiado por muchos, la red metro, trenes y buses es realmente inmensa y relativamente fácil de navegar, a pesar de que puede ser abrumadora al principio.

El problema, es que, para ir de un lugar a otro, te tomará muchísimo tiempo, ya que, al ser una ciudad tan grande, las distancias entre sitios turísticos o zonas de interés son bastante largas.

No tardarás mucho en darte cuenta del tamaño de las distancias, solo basta que tu vuelo llegue al aeropuerto de Narita, el cual se encuentra a una hora y media del centro de Tokio.

Tokio, es una ciudad increíble, llena de contrastes, lugares míticos e imborrables que te sorprenden al punto de dejarte boquiabierto, pero como todo lugar en el mundo, hay cosas que no te gustarán y que hay que tener en cuenta antes de reservar tu boleto a la tierra del sol naciente.

Experto en Marketing Digital y viajero empedernido.

Publicidad

Noticias en tu email

Suscríbete y recibe noticias en tu email. Acepta antes nuestra política de privacidad. Cero spam

Publicidad

Canal telegram

Facebook