Connect with us

Entretenimiento

Emilia Clarke revela que estuvo a punto de morir por dos aneurismas

La actriz de 32 años escribió un artículo en primera persona en The New Yorker y contó que sufrió un ACV tras grabar la primera temporada de Game of Trones.

Publicado

el

emilia clark 2
Agencias

“Nunca conté en público esta historia, pero este es el momento”. Así arranca el testimonio de Emilia Clarke, la actriz de 32 años, quien reveló que sufrió dos aneurismas tras grabar la primera temporada de Game of Trones.

La intérprete, quien da vida a Daenerys Targaryen en la serie de HBO escribió un artículo en primera persona en The New Yorker, donde revela cómo cuando empezó a ver que sus sueños de convertirse en una reconocida actriz comenzaban a hacerse realidad casi perdió la mente, primero, y la vida.

Emilia Clarke cuenta que todo comenzó al acabar la primera temporada de Juego de Tronos, a principios de 2011. “Estaba aterrada. Aterrorizada por la atención, por un negocio que apenas entendía, por hacer honor a la confianza que los creadores de Tronos habían puesto en mí. Me sentí, en todos los sentidos, expuesta”.

Relata que en el primer episodio, luego de aparecer desnuda, comenzó a cuestionarse: “Haces de una mujer fuerte y, sin embargo, te quitas la ropa. ¿Por qué? ¿Cuántos hombres debo matar para demostrar mi valía?”.

Esa situación, sumada a la presión de ver cómo se convertía en un ejemplo a seguir, le provocó mucho estrés. Para aliviarlo comenzó a trabajar con un entrenador personal y durante una sesión con él comenzó a sentirse mal.

Emilia Clarke en riesgo de muerte

“Sentí como si una banda elástica me apretara el cerebro. Intenté ignorar el dolor, pero no pude. Le dije a mi entrenador que tenía que tomar un descanso. Casi arrastrándome llegué al baño y me arrodillé, con náuseas. Mientras el dolor me taladraba la cabeza cada vez más. Sabía lo que estaba sucediendo: mi cerebro estaba tocado”.

Una mujer la descubrió en ese estado y llamó a una ambulancia. “Vino a ayudarme y entonces todo se volvió borroso. Recuerdo el sonido de una sirena, una ambulancia; escuché nuevas voces, alguien diciendo que mi pulso era débil, mientras yo vomitaba bilis. Alguien encontró mi teléfono y llamó a mis padres”, cuenta Emilia Clarke .

“Como nadie sabía qué me pasaba, los médicos no podían darme medicamentos para el dolor».

«Finalmente me hicieron una resonancia magnética y diagnosticaron una hemorragia subaracnoidea (SAH), un accidente cerebrovascular potencialmente mortal. Tuve un aneurisma, una ruptura arterial”, relata la actriz.

“Como supe más tarde, un tercio de los pacientes con SAH mueren inmediatamente o poco después. Los que sobreviven requieren tratamiento urgente para sellar el aneurisma. Si quería vivir y evitar secuelas terribles, tenía que someterme a una cirugía urgente”, añade.

Emilia Clarke fue trasladada al hospital nacional de Neurología y Neurocirugía de Londres. Al principio la operación no entraba en sus planes. “En ese momento no tenía tiempo para la cirugía cerebral”, pensó, pero finalmente aceptó y se sometió a una intervención de tres horas. “Esta no sería mi última cirugía ni la peor. Tenía 24 años”, cuenta.

“Pensaba que iba a morir”

emilia clark

No tuvieron que abrirle el cráneo para esta intervención, considerada «mínimamente invasiva», pero cuando se despertó sufría un terrible dolor, con visión limitada y con un tubo atravesándole la garganta.

Unos días después, cuando le dieron la oportunidad de hablar, entró en pánico porque no podía recordar su propio nombre. «Pronuncié algunas palabras sin sentido. Nunca había tenido un miedo como ese. Podía ver la vida que me esperaba y no merecía la pena. Soy actriz, necesito recordar mis diálogos y no era capaz de decir mi propio nombre», revela con sinceridad.

“En mis peores momentos quería que me desconectaran. Les pedí a los médicos que me dejaran morir».

«Mi trabajo, que era el sueño de mi vida, que centraba en el lenguaje, la comunicación. Sin eso estaba perdida”, explica en su ensayo, titulado Una batalla por mi vida.

Este trastorno, que se llama afasia, pasó al cabo de unos días y, tras un mes recluida, pudo volver a su casa. Eso sí, tenía que seguir acudiendo a revisiones cada cierto tiempo, porque un segundo aneurisma de menor tamaño acechaba en otro lugar de su cerebro.

«Estoy agradecida por todo»

emilia clark

Se pasó los siguientes meses sintiéndose débil e insegura. Durante las giras de prensa tomaba dosis de morfina entre entrevista y entrevista. No quería que se revelara lo que había pasado y así se lo pidió a sus jefes, pero se declaró agotada y apenas podía mantener el ritmo.

“Cada minuto del rodaje de la segunda temporada pensaba que me iba a morir”. Tras el final de la tercera temporada, Emilia entró a formar parte de un espectáculo en Broadway y durante una revisión rutinaria en Nueva York le dijeron que el tamaño de su aneurisma se había duplicado y tenían que volver a operarla.

“Me prometieron una intervención relativamente sencilla, más fácil que la última vez, pero no fue así».

Se despertó gritando de dolor, había salido mal y tenía un sangrado masivo, así que tenían que meterla una vez más en el quirófano y esta vez abrirle el cráneo inmediatamente.

Volvió a pasar un mes en el hospital, aunque esta vez no sufrió efectos secundarios de la operación. Unas semanas más tarde estaba en la ComicCon de San Diego, frente al público, dando entrevistas de nuevo.

Desde entonces vivió un proceso de recuperación hasta alcanzar su 100% seis años después. “Siento gratitud infinita, hacia mi madre, mi hermano, mis médicos y enfermeros, mis amigos. Todos los días extraño a mi padre, que murió de cáncer en 2016. Hay algo muy gratificante de llegar al final de Game of Trones, soy feliz por estar aquí para ver el último capítulo”, finaliza.

Mujer ante todo, escritora por pasíón y periodista de vocación. Encantadora de Arañas...

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad

Noticias en tu email

Suscríbete y recibe noticias en tu email. Acepta antes nuestra política de privacidad. Cero spam

Publicidad

Trending