Connect with us

Embarazo semana a semana

Semana 16 de embarazo, se hace visible el sexo del bebé

La futura mamá comienza a presentar calambres nocturnos y el feto va adquiriendo cada vez más forma de bebé en esta etapa.

Publicado

el

semana 16 embarazo
Agencias

En la semana 16 de embarazo aparecen molestias por la presión que ejerce el crecimiento del útero en los vasos sanguíneos y se puede conocer el sexo del bebé.

Corresponde a tres meses y tres semanas, formando parte del cuarto mes de gestación y, por tanto, del segundo trimestre.

Se trata de la semana 14 de gestación, tomando en cuenta la duración del embarazo de 40 semanas desde la fecha de la última menstruación y las 38 semanas desde la concepción.

¿Cómo es la semana 16 de embarazo?

Cambios importantes se producen en la semana 16 de embarazo, que sigue evolucionando de forma veloz.

Ya la futura mamá empieza a notar el bebé, si no la ha notado antes. Además, mediante una ecografía es visible el sexo del feto.

Siguen apareciendo síntomas debido al crecimiento del útero, que comprime los vasos sanguíneos,  produciendo cansancio en las piernas, hinchazón de los pies y la aparición de varices.

Síntomas de embarazo semana 16

En la semana 16 de embarazo ya quedaron atrás las náuseas y vómitos, pero continúan y aparecen otros síntomas.

  • Calambres nocturnos o contracciones involuntarias en pantorrillas por la presión que ejerce el útero en los nervios de las piernas.
  • Pinchazos o molestias en la parte baja del abdomen, debido que los ligamentos se adaptan a la forma actual del útero.
  • Aumento del apetito.
  • Estreñimiento, por las hormonas que se segregan durante el embarazo y la presión que ejerce el útero sobre los intestinos.
  • Dolor de espalda, por el aumento del volumen del abdomen.
  • Mayor secreción de saliva, hipersialorrea o ptialismo, por el mayor nivel de estrógenos.
  • Problemas bucales, como caries y sangrado de las encías, debido a la falta de vitaminas, como riboflavina, piridoxina y folatos.

Cambios en tu cuerpo

  • Continúa aumentando el útero, así como el volumen de las mamas y también su sensibilidad.
  • La vagina se vuele más elástica y segrega más flujo vaginal, lo que puede propiciar el desarrollo de infecciones vaginales por cándidas.
  • El útero comprime algunos vasos sanguíneos dificultando la circulación de la sangre, lo que produce molestias como cansancio e hinchazón en las piernas.

Semana 16 de embarazo: panza

El aumento del abdomen se hace cada vez más evidente en por el crecimiento del útero.

Constituye uno de los cambios más visibles en la embarazada, quien se suele notar una masa dura en la parte baja del abdomen.

Desarrollo del feto en la semana 16 de embarazo

semana 16 embarazo
En la semana 16 de embarazo pueden diferenciarse las articulaciones, como rodillas, codos y muñecas en el feto. (Internet)
  • En la semana 16 de embarazo, las proporciones del cuerpo del feto empiezan a adquirir unas dimensiones más humanas.
  • Pueden diferenciarse las articulaciones, como rodillas, codos y muñecas. Las piernas se alargan.
  • Se desarrollan los huesos del oído, por lo que capaz de reconocer los sonidos, y los ojos y las orejas ubican en el lugar casi definitivo.
  • Aumenta su capacidad sensitiva y el volumen de los músculos de la espalda, adquiriendo fuerza.
  • Se desarrollan también los pliegues de las palmas de las manos, así como las huellas dactilares, y aparecen las uñas en dedos de manos y pies.
  • Crece pelo en las cejas y en la zona del bigote, que desaparece tras el nacimiento.
  • Inicia el desarrollo de los componentes de la sangre, como los glóbulos rojos, plaquetas y leucocitos, conocido como hematopoyesis.
  • Además, se adquiere el reflejo de presión, lo que le permite cogerse el pie o mantener las manos cerradas, por ejemplo.

Tamaño y peso del feto

El feto creció unos dos centímetros con respecto a la semana anterior, por lo que en la semana 16 de embarazo llega a medir entre 12 y 13 centímetros.

Y en sus 14 semanas de gestación y pesa entre 100 y 110 gramos.

Movimientos del feto

El feto sigue moviéndose dentro del útero, debido a su avanzado desarrollo muscular y articular. Ya abre y cierra las manos, mueve las piernas y se agarra los pies.

La embarazada nota los movimientos y los describe como burbujas, gases o aleteos de mariposa.

Comienza también a mover los ojos, aunque mantiene los párpados cerrados.

Cuidados en la semana 16 de embarazo

semana 16 embarazo
La embarazada puede realizarse el cribado de la bacteriuria asintomática y la amniocentesis en esta semana. (Internet)

La semana 16 de embarazo requiere de controlar el aumento de peso, así como el cuidado de la higiene bucal y de la vagina.

De igual manera, la realización de actividad física para mejorar la circulación, fortalecer los músculos y aliviar el dolor de espalda.

Alimentación en la semana 16 de embarazo

Continuar con una alimentación sana es tarea de la futura madre en su semana 16 de embarazo.

Debe incluir todos los nutrientes contenidos en la carne, pescado, legumbres, frutas, hortalizas, huevos y lácteos.

Es de igual importancia, consumir las cantidades suficientes de calcio, omega 3, vitamina B12, yodo y ácido fólico.

Se mantiene la prohibición de comer carne pesado crudo, embutidos, paté, queso sin pasteurizar y huevo crudo para evitar el contagio de listeriosis y toxoplasmosis.

Plátanos, pasas o alimentos ricos en potasio se aconsejan para contrarrestar los calambres nocturnos.

Y mantenerse hidratada, bebiendo al menos 2 litros diarios de agua, y evitar la cafeína, o por lo menos reducir el consumo de café, té y bebidas estimulantes.

Pruebas médicas en la semana 16 de embarazo

Entre las pruebas médicas que se aconsejan en la semana 16 de embarazo se cuentan la exploración física general, el cribado de la bacteriuria asintomática y la amniocentesis.

Es fundamental el control de la presión arterial, análisis de sangre y control del peso, entre otros exámenes físicos.

Igualmente, verificar cambios en las propiedades de la orina y descartar presencia de microorganismos que causen infecciones.

También, la prueba que consiste en la extracción de líquido amniótico del útero, el que rodea y protege el bebé.

La amniocentesis arroja mucha información sobre la salud del bebé, porque analiza la genética,  el funcionamiento de los pulmones y determinar la presencia de infecciones.

Generalmente, se lleva a cabo cuando alguna prueba previa sugiere alguna información que pueda esclarecerse mediante este procedimiento, ya que no es rutinaria por ser invasiva y conllevar riesgos.

Semana 16 de embarazo: ecografía

Una ecografía realizada en la semana 16 de embarazo puede seguir revelando detalles del bebé.

En este caso, se trata de los genitales, lo que permitirá despegar una de las grandes incógnitas de la gravidez: el sexo.

Podrán los padres entonces despejar la duda sobre si se trata de un niño o de una niña.

Sin embargo, es importante destacar que el estudio podría realizarse en una etapa posterior.

Click para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Publicidad

Noticias en tu email

Suscríbete y recibe noticias en tu email. Acepta antes nuestra política de privacidad. Cero spam

Publicidad

Trending